Home / Noticias / Caso Uber: Según el Abogado General Uber debe considerarse un servicio en el ámbito del transporte

Caso Uber: Según el Abogado General Uber debe considerarse un servicio en el ámbito del transporte

Hoy 11 de mayo de 2017 se han publicado las conclusiones del Abogado General en la cuestión prejudicial planteada por el Juzgado de lo Mercantil nº 3 de Barcelona en relación a la calificación de la actividad de Uber. La cuestión planteada pretende dilucidar si Uber se considera un servicio que pertenece al ámbito del transporte o exclusivamente al ámbito de los servicios de la sociedad de la información.

El Abogado General entiende que el servicio de Uber debe considerarse como mixto, de manera que una parte se presta de manera electrónica y la otra no.

En su análisis el Abogado General observa que los conductores que circulan en el marco de la plataforma Uber no ejercen una actividad propia que exista de manera independiente de dicha plataforma, al contrario, la ejercen gracias a la misma. 

Además, añade que Uber controla los factores económicamente relevantes del servicio de transporte urbano, de esta manera, Uber impone a los conductores requisitos previos para el acceso a la actividad y su desarrollo y recompensa económicamente a los conductores que llevan a cabo un número importante de trayectos y les indica los lugares y los momentos en los que pueden contar con un número de carreras importante o tarifas ventajosas (lo que de este modo permite a Uber adaptar su oferta a la fluctuación de la demanda sin ejercer un control formal sobre los conductores). Además, Uber ejerce un control indirecto sobre la calidad de las prestaciones de los conductores, lo que puede llevarles incluso a ser expulsados de la plataforma.

Por todas estas circunstancias, el Abogado General determina que Uber no puede ser considerado un mero intermediario entre conductores y pasajeros. Por ello, el servicio ofrecido por Uber no puede calificarse de “servicio de la sociedad de la información”, sino más bien de la organización y gestión de un sistema completo de transporte urbano bajo petición

Por otro lado, apunta que Uber no ofrece un servicio de vehículo compartido, ya que los pasajeros deciden el destino y a los conductores se les abona un importe que excede ampliamente del mero rembolso de los gastos ocasionados.

Por tanto, propone al Tribunal de Justicia que responda la cuestión prejudicial indicando que el servicio ofrecido por la plataforma Uber debe calificarse de “servicio en el ámbito del transporte” y por tanto debe de cumplir con la legislación de transporte de cada estado miembro de la Unión Europea.

 

Date de Alta en nuestro ABRIL INFORMA
Agente de la Propiedad Industrial Colegiado