Home / Noticias / Derechos de Autor: La parodia y sus límites

Derechos de Autor: La parodia y sus límites

El TJUE ha venido a interpretar los límites de la parodia, recordando en su sentencia  que el concepto de parodia debe definirse conforme a su sentido habitual en el lenguaje corriente, teniendo asimismo en cuenta el contexto en que se utiliza y los objetivos perseguidos por la Directiva 2001/29/CE. A este respecto, el TJUE señala que, en el lenguaje corriente, la parodia tiene por características esenciales, por un lado, evocar una obra existente, de la que debe diferenciarse de manera perceptible, y, por otro, plasmar una manifestación humorística o burlesca.

Una parodia no debe tener un carácter original propio, no es necesario que pueda atribuirse a una persona que no sea el autor de la obra original, ni que incida sobre la propia obra original o mencione la fuente de la obra parodiada.

Por último, el Tribunal destaca que la aplicación de la excepción por parodia, establecida en la Directiva, debe respetar un justo equilibro entre, por un lado, los intereses y derechos de los autores y otros titulares de derechos y, por otro, la libertad de expresión de la persona que desea acogerse a la excepción, de manera que si una parodia transmite un mensaje discriminatorio, los titulares de los derechos sobre la obra parodiada tienen un interés legítimo en que la obra no se asocie a ese mensaje.

Vea la sentencia aquí
 

Date de Alta en nuestro ABRIL INFORMA
Agente de la Propiedad Industrial Colegiado